top of page
3 Plantines Ajo Chileno

3 Plantines Ajo Chileno

$1.990Precio

Visita https://www.plantin.cl/post/Tipos de Huertos

 

 

El cultivo del ajo requiere una atención específica a lo largo de su ciclo de vida para asegurar una cosecha exitosa. 

 

Temperatura y Ciclo de Vida

El ajo, una planta de gran versatilidad, demanda diferentes condiciones de temperatura y luz en distintas etapas de su desarrollo. Durante las fases iniciales, necesita temperaturas frescas y días cortos para promover el crecimiento de sus hojas. No obstante, en la fase final, se beneficia de temperaturas cálidas y días largos para impulsar el desarrollo del bulbo.

 

Suelo Nutritivo y Suelto

Un suelo adecuadamente preparado es esencial para el cultivo del ajo. Debe estar bien abonado, aunque sin excesos, y mantener una estructura suelta. El potasio y el fósforo son nutrientes críticos que fomentan el desarrollo de esta planta.

 

Control del Riego

El ajo es propenso a la pudrición, lo que implica una atención especial al riego. En caso de lluvias, el riego debe ser moderado o escaso. En regiones secas, un riego moderado cada semana resulta suficiente. Es crucial evitar que el suelo se encharque y abstenerse de añadir abono en exceso.

 

Corte de la Flor

En la llegada de la primavera, los tallos del ajo comienzan a producir flores. Permitir que la flor crezca puede llevar a que la planta desvíe sus nutrientes hacia ella y descuide el crecimiento del bulbo. Por esta razón, es necesario realizar un corte. Para hacerlo, sujeta firmemente el tallo del ajo con una mano para evitar que se despegue del suelo y, con la otra mano, tira del tallo floral para cortarlo. Este proceso se lleva a cabo a mediados de septiembre u octubre, dependiendo de la fecha de siembra, y es crucial hacerlo cuando el tallo no esté húmedo por lluvias o riego.

 

Cosecha y Secado

La cosecha del ajo comienza dos o tres semanas después de haber realizado el corte. Uno de los indicadores clave para saber que es el momento adecuado para la cosecha es cuando el tallo comienza a secarse. Para extraer la cabeza de ajo sin dañarla, se puede hacer una "palanca" en el suelo a una distancia prudente del cultivo. Es importante eliminar las raíces o hojas en mal estado. Luego, se dejan secar al sol durante dos días para evitar la posible pudrición. Es fundamental recordar que, si llueve, no se deben dejar bajo la lluvia, sino trasladarlos a un lugar seco y colocarlos sobre papel absorbente para su posterior secado.

 

https://www.plantin.cl/post/introduccion al trasplante con almacigos mis primeros pasos

    a91d67_cdc944d00d704b6a84bc3561c02e368b~mv2.jpg

    Productos relacionados